El Nuevo Código Procesal Penal (NCPP), calificada como la “revolución judicial” entró en vigencia en la ciudad de Arequipa a partir de las 00:00 horas de hoy.

Este nuevo reglamento trae un cambio favorable al sistema de justicia, como es la reducción de los plazos para resolver los casos, la oralidad y la mayor transparencia que se reflejarán en las audiencias públicas, tal como ocurre en otras ciudades del país donde este sistema procesal penal ya está en vigencia.

Los jueces y fiscales están preparados para trabajar con este nuevo modelo judicial tras haber sido capacitados previamente por la Academia de la Magistratura.

La fiscal de la Nación, Gladys Echaiz, manifestó que “no se trata solamente de la implementación, sino también de cambios de políticas institucionales y por lo tanto, es necesario que hayan cambios de mentalidades para cambiar los pensamientos de los ciudadanos”.

Por su parte la ministra de Justicia, Rosario Fernández, destacó el rol y la responsabilidad que le compete al Ministerio Público en el nuevo Código.

Esta acción será reforzada por los otros operadores de justicia, que cuenta con todo el respaldo del Poder Ejecutivo para el éxito de la implementación, afirmó.

De otra parte, los representantes del Poder Judicial y del Ministerio del Interior, enfatizaron la efectividad y la modernización de nuestra justicia, que nos pone a la par de otros países de América.

 

Anuncios