+ Afirma que medidas de protesta son injustificadas

Anuncia visita a penales del departamento de Ica

El ministro de Justicia, Aurelio Pastor Valdivieso, hizo un llamado al sector de transportistas que acata un paro de 48 horas para que deponga su medida de fuerza y opte por retomar el diálogo, a fin de encontrar soluciones conjuntas en beneficio de ellos y de los miles de usuarios del servicio.

“Los motivos del paro no son justificados porque lo que están haciendo los transportistas es protestar contra un sistema de sanciones que empieza a regir hoy día con respecto a la ruptura, desconocimiento o incumplimiento del reglamento. El Perú es uno de los países que tiene mayor porcentaje de accidentes de tránsito y se necesitan medidas para revertir esa situación”, comentó.

Informó, asimismo, que el Perú registra un promedio de 3 mil 500 personas muertas al año por problemas de seguridad vial y se calcula que suman 80 mil las personas afectadas por accidentes de tránsito, los cuales  tienen como principal motivo el exceso de velocidad. “Urge  una campaña de educación que involucre al peatón y a los transportistas porque tenemos que saber respetarnos entre nosotros”, precisó el ministro.

El titular de Justicia, quien desde el Congreso de la República impulsó una labor para frenar los accidentes de tránsito, resaltó la importancia de agilizar el funcionamiento de los juzgados especializados de tránsito.

En entrevista concedida a Radio Miraflores y consultado sobre el plan de trabajo que realizará al frente del despacho de Justicia, señaló que si bien es cierto toda cartera tiene sus dificultades, en este momento lo que el país necesita es tranquilidad y orden y hacia esos objetivos se deben orientar las acciones.

“Recibo un ministerio que está impulsando proyectos importantes como (el penal) de Piedras Gordas II en Ancón. Tenemos presupuesto para ejecutar un nuevo penal en Chincha. Precisamente estaré visitando este fin de semana los penales del departamento de Ica”, informó.

Aclaró, también, que los penales del país no se privatizarán, tal como lo publicó un medio de comunicación escrito.

“Lo que el Estado y Proinversión trabajan es la posibilidad de alentar un sistema alternativo y complementario que funciona en varios países. Dentro de estos esquemas también participan los internos quienes tienen buenas condiciones y, sobretodo, oportunidades de trabajo  con el que financian parte de los costos de estos servicios”, explicó finalmente.

Anuncios