NOTA DE PRENSA Nº 076-2010-PRENSA-OCMA/PJ

Tras haberse comprobado inconducta funcional

OCMA SOLICITA DESTITUIR A JUEZ DE LA CORTE DE LIMA, JAIME LIÑAN CHANGANA ANTE EL CNM

• Magistrado infringió el principio de imparcialidad, al dictaminar fallo a favor de su amigo Ricardo Marreros, quien se lió a golpes con el estilista Víctor Hugo Rodríguez López en la discoteca “La Jarrita” ubicado en el Cercado de Lima

La Unidad de Investigación y Anticorrupción de la OCMA, propone a la Jefatura de la Oficina de Control de la Magistratura del Poder Judicial formule ante el Consejo Nacional de la Magistratura (CNM), el pedido de destitución del juez Jaime Arturo Liñán Changana, en su actuación como magistrado del Décimo Primer Juzgado de Paz Letrado de Lima, por haber dictaminado un fallo judicial a favor de su amigo, Ricardo Marreros Palomino, infringido el principio de imparcialidad y el debido proceso.

El informe final de la Unidad de Investigación y Anticorrupción de la OCMA, señala que el juez Jaime Liñán del 11° Juzgado de Paz letrado de Lima se parcializó mediante un dictamen judicial con su amigo Ricardo Marreros Palomino, quien se lió a golpes con el estilista Víctor Hugo Rodríguez López en la discoteca “La Jarrita” ubicada en el Cercado de Lima, iniciándose posteriormente un proceso judicial entre ambos. El referido magistrado tomo parte del proceso y sentenció a Rodríguez a 25 días de trabajo comunitario y al pago de 300 soles de reparación civil.

Asimismo, la resolución del órgano de control, sostiene que se ha comprobado la irregular conducta funcional ejercida por el juez Jaime Liñán, probándose durante las investigaciones realizadas por la OCMA que entre el juez Liñán Changana y el procesado Marreros Palomino existió un trato amical y de confianza que tuvo incidencia en el plano judicial.

Además, se indica que el juez en mención intervino con una celeridad inusual en el juicio, disponiendo la contumacia de Rodríguez López con una constancia de inconcurrencia de un día anterior y antes de la hora fijada para la diligencia; situación a la que se aúna el hecho que ese mismo día, y sin recibir los alegatos que manda el artículo 5 de la ley 27939, expide sentencia absolviendo a Marreros Palomino, decisión que declara consentida por resolución 11 de marzo del 2009, sin que hubiera notificado tal sentencia en el domicilio procesal de la parte contraria.

De acuerdo, a las actuaciones valoradas en conjunto en la presente investigación de la OCMA se denota la parcialización del juez Jaime Liñán, lo cual evidencia una clara intención por dirigir el proceso judicial, infringiendo el principio de imparcialidad y la arbitrariedad realizada en su actuación interesada, desconociendo la real dimensión del Juez como verdadera autoridad imparcial.

Lima, 28 de octubre 2010.

OFICINA DE PRENSA – OCMA
PODER JUDICIAL

Anuncios